Un lunes como hoy hace un año nacía, por fin, Alegría. Sólo que el año pasado fue día 11. Pero sí, recordaré la noche del domingo al lunes. Qué risas entre contracciones. Como también recordaré todos los momentos anteriores a su nacimiento y todos los detalles que tiene la gente contigo.

Y como no, les volví a meter a mis amigas en el “berenjenal” de organizar la primera baby shower del grupo.  Para la poca o escasa práctica en estos temas los regalos no pudieron ser mejores y, lo mejor, más útiles! (soy primeriza en bastantes cosas, lo que también conlleva ser conejillo de indias).

Y es que recibes muchísimos regalos y a veces es una pena que hay cosas que no te da tiempo a darles uso, que no vas a utilizar, que se te juntan varias cosas repetidas… Admito que soy “especialita” con el tema regalos pero hacer una lista de nacimiento ya me parecía demasiado.

He aquí una lista de cosas útiles y bonitas para un nacimiento:

Cestas de nacimiento: siempre hacen ilusión y la prepares personalmente o la encargues suelen llevar bastante cosas prácticas que usas a todo tren (bodies, mantitas, toallas toquillas, neceseres, primeras puestas…). Me gustan mucho, sobre todo la presentación, las de El Recién Nacido. También puedes encontrar ideales en Nanos, mil modelos en La cestita, El Corte InglésMi querida ratita o crearlas tú misma en Zara Home, por ejemplo. Casi todas envían por mensajero.


Caja personalizada de mis amigas con su nombre en la mantita y además exterior de la caja. Lleva baberito, portabiberones, bolsita pequeña y cambiador.

Cesta que nos prepararon mis primos (de 3 a 10 años). Llena de lo que cada uno creía “imprescindible”: colorines, estuche para el cole, pulseritas de cuentas para “cuando sea mayor”, pincitas del pelo, la A, piruletas, pegatinas, toalla para el baño, una muñequera “como va a ser tenista”… todo de LilliFee, que no puede ser más cursi ni más ideal. Y un conjunto de bañador y blusón monísimo de Nanos que vamos a estrenar este verano. Ah! y mi tía (madre de cuatro, sabe de que va el tema) metió un pañuelo precioso para mí. Se agradece algún detallito 😉

Canastilla de La Cestita: con bodies, pijama, arrullo, gorrito, peluche… le he dado uso a todo!

La tarta de pañales. Muy útiles por la cantidad de pañales que se cambian al día los primeros meses (y lo caros que son en España!). Suelen venir con más cosas en su interior. Yo para las tartas de pañales optaría por las de farmacia, hacer mucho incapié en que los pañales y los otros artículos que incluyen (chupetes, biberones…) sean de calidad o hacerla una misma. Es una pena no poder usarlos porque los bebés tienen la piel muy delicada.

Tarta de mis amigos de squash de hecha en farmacia con paquetes Suavinex, biberón y chupete de Nuk, jabón, body y colonia y toalla de baño. Muñeco mordedor Nuby. Alguna pelota de squash y grips jaja… y zapatillas. Solo le falta la raqueta 😉

Tarta que nos enviaron a la clínica. Qué sorpresa! El primer regalo y gigante! Además, no supimos quien la enviaba hasta que no la colgamos en Facebook y preguntamos por su destinatario… se les había olvidado ponerlo.

Tarta de mis amigas, superdulce! verdad?

Eran tan pequeñitos, y aún le venían grandes, y ahora ya vamos por la talla 4! ;(

Ropa: creo que es el regalo más típico. A mi se me juntaron como 6 “jesusitos” y no es que me encanten. Soy un poco más moderna, sin llegar a los vaqueros. Yo me arriesgaría si conoces los gustos de los padres u optas por algo ni muy clásico ni muy moderno. Es tan amplia la gama de colecciones de ropita! Si no, aunque suene mal, incluye el tique regalo… Y no es mala idea comprarlo a partir de 6 meses… crecen tan rápido y se te juntan tantos conujntos que hay cosas que sólo se las he puesto uno vez.

– Pendientes o joyería: asegúrate que le van a hacer agujeros. A mi me regalaron bastantes y les doy mucho uso, pero no todos los bebés llevan. De joyería también pueden ser pulseras, medallas, cubiertos, papilleras, álbum, marcos… a lo mejor se le da uso en seguida, pero en unos años sí.

– Flores y otros centros: siempre son un bonito detalle. Aunque recomiendo saber el tamaño de la habitación, si es compartida o no, cuanto tiempo va a estar y… alergias! Es una lástima que se amontonen de una habitación y otra en el pasillo, que acaba pareciendo un jardín botánico. O peor, que la madre tenga alergia. Aún así, un centro de flores siempre alegra la estancia en el hospital.

Un centro de rosas preciosas de mi abuela y su gemela. Y una orquídea “tremenda” (mi preferida).

Puedes optar por una tarta o centro de chucherías (si es golosa) o unos bombones. OomuomboLa Candy Bar, Buffet de ChucheríasEl Corte Inglés, y en casi toda las tiendas de gominolas preparan muy bonitas o prepárala tú!

Pregunta: si tienes confianza pregúntales a los padres. Son tantas cosas las que hacen falta cuando llega un bebé al mundo! Consulta con los padres qué necesitan, que si tus amigos te “descansan” de algún gasto viene más que bien. Hay mil regalos poco frecuentes y/o bonitos pero de gran utilidad: la cámara para ver a distancia, la mochila (yo recomiendo las Baby Bjorn), la cuna, el moisés, juegos de sábanas, el sacaleches (a mi no me ha servido de nada, pero es clave para continuar con la lactancia materna si has de separarte de tu bebé varias horas), tronas, hamacas, cuna de viaje, el termómetro (supersónico), un reportaje de fotos a lo Anne Geddes (27 días), decoración… o colaborar con el carro

Qué ilusión cuando monté el carrito! y los quebraderos de cabeza previos a escoger uno u otro. Al final optamos por el Bugaboo. No te lo regalan, pero un año después no me arrepiento. Con el “tute” que le damos, vuelos, trenes, autobuses, los escalones de entrada a casa, subirlo a los taxis, salimos a correr y Pablo lo empuja sin problemas todo el tiempo, hace las veces de carro de la compra y no hay quien lo vuelque y yo lo manejo con un dedo… Estoy segura, de haber comprado otro al final iríamos ya por el segundo o tercero. Además, Alegría va sentadita estupendamente, veo a otros niños que parece que se van a desmontar. No descarto uno tipo paraguas para más adelante por el tema de espacio, maletero, peso, una pieza… pero como complemento por todos los viajes que hacemos. El moisés de Mamas & Papas que me regalaron mis amigas (también). Me encanta la tienda, es donde hemos comprado el mobiliario y ropa de cama de diario de la nena. En España hay tiendas que distribuyen artículos. Mirar en la web.

– Hand made: por qué no le regalas algo hecho por ti? Baberos, jerseys, acuarelas, cojines, cuentos… a mi me hacía muchísima ilusión! de hecho, aquí empezó mi afición a coser.

Un pechito/babero que le hice hace poco a Alegría.

Qué bueno es tener amigas que saben hacer cosas tan ricas! (y a la que animo a que se arranque con un blog)

– Madre y hermanitos: no está de más acordarse de la mamá que aún estará “hecha polvo” y de los posibles hermanitos, que ya sabemos lo malos que son los celos.

– Y si alguien encuentra (que lo comparta!)… muuuuchas horas de sueño para los papis!

P.S: siento la calidad de las fotos, pero hace 362 días no me imaginaba que iba a estar escribiendo hoy este post 😉

Ya estoy “rumiando” la fiesta de primer cumple, que se pospondrá un mes más o menos. Hay tantas cosas que me gustan! De momento os pueden interesar otros artículos de Mami Mamo. Y si os suscribís no os perderéis ninguna de las próximas entradas en Between Paddington and Lancaster Gate.

Advertisements